Dedicado a mis niños, y aquellos educadores, educadoras, padres y madres que quieran que sus hijos e hijas recuerden lo que aprendieron y aprendan otra cosita más.

sábado, 6 de noviembre de 2010

Acercar a nuestros hijos a la lectura y a los libros.

La lectura es un gran estímulo a la creatividad, la imaginación, la inteligencia y la capacidad verbal y de concentración de los niños. Los libros deberían estar presentes en el día a día de los niños, al igual que sus juguetes.
El hábito de leer, a ser posible todos los días, llevará a nuestros hijos e hijas a un mundo de aventuras e historias, a la aventura del saber, del conocer y descubrir. Y si nosotros, padres y madres, compartimos el momento de la lectura con nuestros hijos, se establecerá un lazo especial.


Un lector no nace, se hace.
El interés por la lectura se debe inculcar a un bebé desde la cuna. Es fundamental que los niños aprendan a buscar conocimientos mediante la lectura desde la más temprana edad. Deben oír historias, y se recomienda que se haga a una hora del día determinada, cuando los niños se encuentre relajados y más perceptivos, y lejos de cualquier distracción.
Hay libros para todas las edades, sólo con imágenes, con imágenes y sus nombres debajo y con texto e ilustraciones para los niños que ya saben leer. 

Los beneficios de la lectura para los niños son incalculables y para toda la vida. Lo que cualquier padre y madre desea para sus hijos.

Como ayuda a ésta tarea propongo el método que se encuentra en la siguiente página de éste blog: 
Enseñar a leer. Aprender a leer.

Espero que sea tan gratificante para vosotros como lo es para mí.


3 comentarios:

  1. Me gusta mucho lo de aprender a leer

    ResponderEliminar
  2. Un contenido muy interesante, lo pondré en marcha con mis cachorros

    ResponderEliminar